Se preparan escuelas en Querétaro para el regreso a clases

Como parte de las estrategias que permitirán un regreso a clases cauto y escalonado, en el Estado de Querétaro, se implementó el entrenamiento social y el uso correcto del cubreboca en el que, principalmente las escuelas son las principales aliadas en contra del COVID-10.

El Vocero Organizacional, Rafael López González, especificó además que el regreso a clases es solo el punto de partida que se realizará sin prisas y adecuadamente; por ello invitó a consultar la sección de entrenamiento social de la página que puso a disposición la Secretaría de Educación del estado para coordinarse con la población: www.regresoaclasesqueretaro.com

Además se cuenta con un sistema de monitoreo métrico para el retorno a clases, el cual medirá el impacto de la actividad en las métricas del Estado para estar en condiciones de modularlo; estas métricas estarán disponibles en el mismo portal, donde se mostrará por municipio la probabilidad de contagio.

López González afirmó que la parte central de la estrategia de regreso a clases son las medidas de prevención de contagios, donde es determinante el uso correcto del cubreboca, e insistió en que “el uso de cubreboca en Querétaro es obligatorio y para este regreso a las aulas se solicitará que tanto alumnos como maestros, personal administrativo y padres de familia lo usen siempre, de forma continua y correcta”.

En la sección de análisis numérico del fenómeno COVID-19 en el estado, del miércoles 25 al viernes 27 de agosto se sumaron 878 activos, lo que representa la cifra más alta de activos en tres días en todo lo que va de la pandemia.

E16 de agosto la hospitalización estaba en 267 camas ocupadas y para el viernes 27 se alcanzó la cifra de 329; un crecimiento de 30 camas en promedio por semana, con una ligera desaceleración, mas no lo suficiente para pasar a las tendencias negativas, y en cuanto a la ocupación en cuidados intensivos el promedio se mantiene en 80 camas ocupadas.

Con respecto al comportamiento de la enfermedad en los diferentes grupos de edad, la vacunación está funcionando y los contagios crecieron en el grupo de 20 a 29 años tres veces más, y, por desgracia, la relación en el porcentaje de defunciones con respecto al mes pasado en este grupo de edad también creció casi al doble, al pasar de 2.5 por ciento a 4.3 por ciento.

Los números importantes de defunciones se presentan en el grupo de 50 años en adelante, donde se concentra casi 50 por ciento de las defunciones, mientras que el otro 40 por ciento se concentra solamente en los grupos de 30 a 39 años con un 18.6 por ciento, y de 40 a 49 años con 18.3 por ciento.

López González reconoció que la pandemia está lejos de terminar y la diferencia entre vivir, estar sano o enfermar e incluso morir, está en cuidarnos, por lo que llamó a “avanzar con sentido comunitario, sin imponer nuestras ideas sobre las de otros y sin dejar a nadie atrás”.

También te podría gustar...