«Martín Lutero: Un destino», de Lucien Febvre

Spread the love

Fondo de Cultura Económica

Odiado y respetado, denigrado y defendido con igual pasión en su época y en los siglos pos-teriores, Martin Lutero es un personaje singular. Su fuerte personalidad ha provocado múltiples interpretaciones contradictorias; algunas veces aparece como el ángel que trae la justicia a la tierra y en otras es considerado la representación del mal. Con él no hay términos medios: sus intervenciones en aconte cimientos decisivos para el fururo de la religión cristiana han promovido, y promueven aún, la diatriba de unos y la loa de los demás.

El reformador impuso una nueva manera de pen-sar; una forma descarnada de sentir y practicar la reli-, gion y, a la vez, una peculiar expresión de la rebeldía. Al descubrir al monje agustino en su plenitud, Lucien Febre lo sitúa en su tiempo, ante los problemas so-cales, políticos y religiosos en los que le tocó actuar. No desea hacer de Lutero un revolucionario ni seguir ninguna de las corrientes que lo han transformado en simbolo invariable. Al contrario, quiere, y lo logra, poner frente a los ojos del lector al Martín Lutero de carne y hueso.

Lucien Febvre (1878-1956) fundó, junto con Marc Bloch, la renovadora revista Annales d’Histoire Économique et Sociale. Pue profesor del Colegio de Francia y de la Escuela Práctica de Altos Estudios, y en 1935 codirigió L’Encyclopédie françalse.

También te podría gustar...