Un original horror: «Kandisha»

Se estrena “Invocando al demonio”, una original película de horror situada en Francia. La trama gira en torno a tres amigas de familias migrantes cuya vida cambiará radicalmente luego de que “Amélie” (Mathilde Lamusse) invoca a una entidad preternatural llamada “Kandisha”.

Dicha criatura representa la venganza contra los malvados “onvres”, aquellos que abusan de las mujeres. Por ende, luego de ser violentada por su novio, “Amélie” recurre a la leyenda de este espíritu proveniente de la cultura árabe, lamentablemente, poco a poco irá descubriendo los peligros de haberla liberado.

Con tintes de feminismo y sororidad, la película entretiene, mostrando una historia original para este sub-género, alejándose del cine comercial de horror originario de Estados Unidos o de Corea del Sur.

Bajo la dirección de  Alexandre Bustillo y Julien Maury, “Kandisha” es un nuevo tipo de monstruo, bastante bien elaborado visualmente, muy al estilo de “Candyman”, ya que sus orígenes provienen de las clases bajas, en este caso, de la juventud de escasos recursos, árabes y africanos, que a duras penas sobreviven en la aparente opulencia gala.

“Kandisha” fue una mujer marroquí, torturada por un grupo de portugueses que a su vez asesinaron a su amante. Recomendable.