¿Cómo ayudar a las mamás, cuando no es posible dar lactancia materna?

Cuando las mamás amamantan a sus bebés se consuma una relación indisoluble pues no solo los nutren y protegen, también se desencadena una experiencia física y emocional muy importante para el desarrollo de los niños durante toda su vida. Sin embargo, no todas las mamás pueden realizar este proceso y viven la experiencia de no poder amamantar a su bebé. ¿Cómo ayudarlas?

Estas mamás que por cualquier circunstancia no pueden dar lactancia materna, ahora deben buscar otras opciones que incluyan los nutrientes necesarios para alimentar a su hijo y los ayude con su desarrollo, manteniendo en mente el estándar de oro en alimentación, que es la leche materna.

Es importante destacar que las mamás siempre deben acudir con un especialista, quien les indicará cuál es la fórmula adecuada a las necesidades de su pequeño. Son ellos, quienes se encargan de hacer la mejor recomendación, la que ayudará a los niños a acceder a la mejor alimentación y con ello prevenir enfermedades crónicas en el futuro.

También resulta primordial tener un aliado que contenga en su composición los nutrientes esenciales para la alimentación del niño como lo son las proteínas, grasas y carbohidratos. Estos deben tener un dinamismo lo más similar posible a la leche materna en las distintas etapas del desarrollo; pero ¿cómo no perderse en el mar de información que puede encontrar una mamá?

Pensando en ayudar a las mamás mexicanas, el sistema Alula está haciendo un cambio importante en sus etiquetas, para mamás y papás puedan identificar el producto de manera más rápida y sencilla.

 

Esta nueva imagen en las etiquetas consolida sus marcas de fórmulas infantiles, posicionándolas como una opción de ayuda para que todas aquellas mamás y papás a identificar fácilmente la etapa a la que corresponde su bebé dentro del sistema de alimentación Alula.

Mario Sánchez Carrillo, director de Sanulac Nutrición México, resaltó que “Las fórmulas lácteas del Sistema Alula mantienen la calidad en sus ingredientes con los nutrientes necesarios para el desarrollo y crecimiento de los niños. Es la misma fórmula, calidad y confianza con una nueva imagen”.

Ejemplo de ello es Progress Gold 3, que ha sido recomendada por más de 100 años por los pediatras, es fórmula diseñada para pequeños de un año en adelante, con esta transición en las etiquetas las mamás podrán encontrarla como Alula Progress 3.

“Alula”, es la parte del ala de un ave que utiliza para impulsar su vuelo, y Alula Progress 3 busca precisamente eso, impulsar a los bebés a cumplir sus sueños a través de una correcta nutrición.

También te podría gustar...