¿No tienes planes? lánzate a Malinalco para recibir el 2023

¿Llegaste a diciembre sin vacaciones? No sufras y escápate a Malinalco, un Pueblo Mágico en el Estado de México a dos horas de distancia de Ciudad de México, y que puedes conocer en Navidad o Año Nuevo o, incluso, que sea tu regalo de Día de Reyes.

Aprovecha uno de esos tres fines de semana para escapar y relajarte con estas actividades:

  • Cerca del cielo

Sube a la cima del Cerro de los Ídolos. Ahí se encuentra la zona arqueológica de Malinalco, donde destaca el Cuauhcalli (Casa de las Águilas), un santuario tallado directamente sobre la roca para representar el poder mexica fuera de Tenochtitlán.

Es un lugar único en México y América Latina, solo hay dos otros ejemplos de arquitectura monolítica en el mundo: Abu Simbel, en Egipto y Petra, en Jordania.

  • Directo al edén

La Parroquia del Divino Salvador y el ex Convento de la Transfiguración son los otros protagonistas de este Pueblo Mágico mexiquense por los frescos indígenas del siglo XVI que representan el Jardín del Edén y están inspirados en la abundancia vegetal y de especies animales de esta tierra.

De paso, aprovecha para tomar un respiro en su amplísimo atrio, cuya paz contrasta con la algarabía en las plazas afuera.

  • Una experiencia de altura

Reserva la cueva de MaliKuall Complejo Ecoturístico para disfrutar de experiencias únicas: un picnic al mediodía, una comida o cena romántica con pétalos de rosas y música en vivo o una divertida noche de cine con pizza, vino y palomitas incluidas.

Además, desde aquí, se tiene la mejor vista sobre Malinalco, desde lo alto y a lo lejos, se puede admirar el Pueblo Mágico completo.

  • Entre nubes
También puedes dominar el paisaje desde las nubes, solo deben presentarse las condiciones idóneas para volar en Parapente.

Si hay viento con orientación sureste que oscile entre 9 y 17 kilómetros, puedes volar por encima de todos los lugares anteriores y el municipio entero.

  • Hospedaje de mil estrellas

Y si tienes chance de dormir arrullado por los sonidos nocturnos en la naturaleza y debajo de un cielo con mil estrellas, entonces aprovecha para acampar o hacer glamping en MaliKualli Complejo Ecoturístico.

Aquí encontrarás en renta todo lo necesario para acampar, así que no debes preocuparte por una casa de campaña o una bolsa de dormir.
Glamping Malikualli ofrece tres domos incrustados en el cerro con capacidad para dos personas, y cada uno tiene una característica en especial: uno presume una malla para recostarse a ver el cielo; otro, un jacuzzi en el exterior y el otro, un jacuzzi al interior y un columpio al exterior. Todos cuentan con comedor y fogatero en la terraza de madera sobre la que están montados.