Klara Andersson: ‘Esta temporada de Extreme E vamos por el título’

Spread the love

En su Suecia natal, Klara Andersson conduce el Tavascan XE por la nieve, preparándose para su debut como piloto oficial de ABT CUPRA XE en el Desert X-Prix de Arabia Saudí, los próximos 11 y 12 de marzo, que dará comienzo a la nueva temporada de Extreme E. Tras su gran actuación en las dos últimas carreras de la pasada edición, la joven piloto volverá a formar equipo con Nasser Al-Attiyah, con quien ya demostró tener una gran sintonía y consiguió un podio en Chile y la primera victoria del equipo en Uruguay. En esta entrevista en profundidad, Klara cuenta su historia y repasa el camino que la ha llevado a ser, con 23 años, una estrella emergente del motorsport.

Klara, ¿cómo empezaste en el mundo del racing?

El motorsport ha sido siempre clave en mi vida. Junto con mi hermana Magda, soy la tercera generación de mi familia que practica este deporte. Todo empezó con mis padres: ellos corrían en rallycross cuando eran jóvenes y querían que probara el go-kart. Y de hecho mi primer recuerdo en el motorsport es de cuando tenía siete años y me subí a un kart por primera vez. Desde entonces, el racing ha sido siempre mi pasión.

¿Qué impulsa para ti esta pasión?

De inmediato me enamoré de la sensación de velocidad. No puedo encontrar esa emoción de adrenalina y ese amor por un deporte en nada que no sea el motorsport. Es difícil de describir, es como un sentimiento de ser uno con el vehículo, no importa nada más. Cuando haces la vuelta perfecta, es mágico.

Comenzaste con 7 años y ahora acabas de cumplir 23. ¿Cómo has llegado hasta aquí?

Pues estuve seis años aprendiendo distintas disciplinas, gané algunos campeonatos y pude competir también en Italia con los go-karts. Luego, toda mi familia nos centramos en la carrera de Magda, y cuando por fin cumplí los 18 años fue mi turno y empecé en el rallycross, siguiendo los pasos de mis padres y de mi hermana. ¡Tenía tantas ganas de volver al motorsport! Mi primera experiencia fue en el Campeonato Júnior de Rallycross de Suecia, donde quedé en segundo lugar. Luego pasé a la categoría Sénior y gané. Ahí comenzó mi carrera internacional, me abrió muchas puertas; a veces se trata de estar en el lugar indicado en el momento indicado, y aprovecharlo, rendir al máximo, porque en este deporte no hay muchas oportunidades.

Y la gran oportunidad llegó con Extreme E.

¡Sí! La temporada pasada entré como piloto suplente y todo pasó tan rápido que aún no me lo creo. El fin de semana en Chile fue una montaña rusa de emociones. Me llamaron el viernes por la noche y me dijeron que me necesitaban urgentemente en la sede de ABT CUPRA XE. Y cuando fui básicamente me comentaron que conduciría para el equipo y que tenía que ir directa a la Q1, sin haber subido al auto más que para una vuelta de prueba. Estaba súper nerviosa, a decir verdad, pero me sentí muy arropada por todo el mundo. Me presentaron al equipo y fue un momento muy impactante, porque estaba a punto de competir al lado de Nasser Al-Attiyah, alguien a quien he admirado toda la vida.

Quedaron en tercer lugar, toda una hazaña. Pero el gran paso adelante fue en Uruguay.

Creo que ese fue el mejor día de mi vida. El equipo había luchado tanto que subir a lo alto del podio fue maravilloso. Esta vez había tenido más tiempo para entrenar con el vehículo y con los compañeros, nos preparamos, y estoy muy orgullosa de cómo salió todo. Por eso, estoy muy feliz de poder participar esta temporada como piloto oficial y continuar viviendo la emoción de Extreme E con ABT CUPRA XE. Es un sueño hecho realidad.

Extreme E se caracteriza por su apuesta por la sostenibilidad, la paridad y la electrificación. ¿Qué son para ti estos valores?

Me identifico plenamente con ellos, e intento siempre tenerlos en cuenta también fuera de la competencia, en mi vida diaria. Por ejemplo, en cuanto a electrificación, estamos dando los primeros pasos hacia el futuro eléctrico, y Extreme E es un ejemplo de cómo el motorsport eléctrico mantiene la emoción. Pero lo que no mucha gente sabe es que cuando me bajo del Tavascan XE, me subo al CUPRA Born. Lo tengo desde hace poco más de medio año, es mi primer auto eléctrico y me enamoré de él desde el momento en que lo vi. Y justamente me gusta porque tiene muchos aspectos de racing, un torque intenso, y a la vez es muy cómodo de conducir. ¡Es mi “bebé”!

Volviendo a Extreme E, ¿qué objetivo tienes para la temporada?

De momento, estamos listos para la primera cita en el Desert X-Prix en Arabia Saudí, el 11 y 12 de marzo. ¡Tengo muchas ganas de competir de nuevo! Nasser y yo ya demostramos que formamos un buen equipo, somos fuertes. Es cierto que mirando la parrilla te das cuenta de que nos enfrentamos a pilotos increíbles, pero creo en nosotros. Vamos a ir carrera a carrera y daremos el 100% con el mismo espíritu que en Uruguay. Aprovecharemos ese impulso y continuaremos avanzando y mejorando para conseguir tantos puntos como podamos y volver a subir al podio. ¡Vamos por el título!

También te podría gustar...