Prototipos Renault 5 eléctricos comienzan pruebas de resistencia

Spread the love

Para desarrollar y poner a punto el futuro Renault 5 eléctrico, los expertos de Renault prueban actualmente sus nueve primeros prototipos.

Denominados mulas, su plataforma, su motor y su batería son técnicamente idénticos a los del futuro vehículo de serie. Con un diseño basado en la silueta del Clio, las mulas todavía no se parecen al futuro modelo. Un par de ojos agudos también se darán cuenta de que estas mulas tienen una toma de recarga.

Alternando la puesta a punto estática y dinámica con las pruebas de resistencia, las mulas se ponen a prueba en invierno en condiciones de baja adherencia (hielo, nieve) en Arvidsjaur (Laponia sueca), así como en condiciones de adherencia media a alta en los centros técnicos de Renault en Lardy (región parisina) y Aubevoye (Normandía).

El centro técnico de Aubevoye: Reproducir todo lo que el cliente final puede hacer con su vehículo

Las instalaciones de Renault en Aubevoye son únicas, ya que disponen de los medios y las herramientas más avanzadas para reproducir cualquier tipo de estrés al que se someterán los vehículos a manos de los clientes: 613 hectáreas, 35 pistas de 60 km, 42 líneas de prueba, 2 túneles de viento, 18 cámaras de corrosión, todo ello escondido en 272 hectáreas de bosque para proteger los prototipos de miradas indiscretas.

Pruebas en condiciones extremas de frío

Las pruebas realizadas no muy lejos del Círculo Polar Ártico, en la región de Arvidsjaur, en el extremo norte de Suecia, son ideales para someter al vehículo a una tensión extrema. Una tierra de hielo y lagos helados, donde algunos días de invierno rozan los -30 °C con vientos aullantes casi insoportables. Las prestaciones mecánicas del vehículo se ponen a prueba para garantizar que las futuras mulas eléctricas del Renault 5 puedan soportar tales temperaturas y condiciones. El motor y otros componentes, incluidas las baterías, se someten a una estrecha vigilancia. También se comprueba el funcionamiento de los sistemas de a bordo, como la calefacción, el desempañador y el deshielo, y para asegurarse de que los frenos, los amortiguadores y el ESC (Control Electrónico de Estabilidad) funcionan como es debido sobre la nieve. También se realizan pruebas para asegurarse de que la nieve en polvo no se acumula en los frenos, ya que puede provocar fallos en el funcionamiento del vehículo. Un amplio abanico de parámetros que no pueden reproducirse en un centro de pruebas, donde sólo bastan las pruebas en condiciones reales de frío.

«Las pruebas que se están llevando a cabo sobre prototipos de chasis rodantes nos ayudarán a confirmar las decisiones tomadas en términos de confort y manejo en el próximo Renault 5 eléctrico. Sin desvelar nada, las primeras pruebas de conducción indican claramente que se trata de un digno descendiente del Megane E-Tech eléctrico con las mejores prestaciones de su categoría; unos resultados alentadores que nos impulsan a seguir adelante con las pruebas hasta su lanzamiento comercial previsto para el próximo año».

agregó Jérémie Coiffier, Jefe de Ingeniería de la Familia B EV

La plataforma CMF-B EV da su primera vuelta

Utilizada por primera vez en el futuro Renault 5 eléctrico, la nueva plataforma CMF-B EV deberá asumir su posición como la más competitiva de su segmento, ofreciendo al mismo tiempo las mejores prestaciones de su categoría. Para ello, la plataforma ha tomado el 70% de las piezas de la plataforma CMF-B utilizada para Clio y Captur. En comparación con ZOE, la plataforma CMF-B EV es un 30% más barata de fabricar.

La nueva plataforma modular facilita la fabricación, el desarrollo y la optimización de las prestaciones de los vehículos eléctricos de nueva generación del segmento B. Las ventajas del nuevo diseño permiten crear una nueva generación de vehículos eléctricos, con vías y distancia entre ejes ajustables para dar cabida a diferentes tipos y estilos de carrocería. Al igual que el Megane E-Tech eléctrico, el futuro Renault 5 eléctrico será la referencia de su segmento en términos de placer de conducción. El chasis optimizado con un eje trasero multibrazo (habitualmente reservado a los segmentos más prestigiosos) y un centro de gravedad más bajo con las baterías instaladas bajo el piso, garantizarán un mayor rendimiento dinámico.

«La nueva plataforma CMF-B EV es una gran oportunidad desde el punto de vista del “producto” porque significa que el futuro Renault 5 eléctrico presumirá de un verdadero placer de conducción al tiempo que seguirá siendo muy competitivo para su segmento». agregó Delphine De Andria, Directora de Rendimiento de Producto del Segmento B-EV

El nuevo motor y las baterías también se ponen a prueba

El compartimento del motor de la plataforma CMF-B EV es más compacto porque las piezas utilizadas para un motor eléctrico son más pequeñas que las utilizadas en un motor de combustión interna.

El motor eléctrico del futuro Renault 5 eléctrico se basará en el motor síncrono de excitación eléctrica, de eficacia probada, utilizado principalmente en el ZOE y el Megane E-Tech eléctrico. No sólo es más potente que un motor de imanes permanentes, sino que además no necesita metales de tierras raras, lo que reduce los costes de producción a gran escala y el impacto medioambiental.

Además, el motor se beneficiará de una nueva arquitectura interna, que combina tres componentes principales:

El convertidor CC/CC que convierte los 400 V de la batería en 12 V

El cargador de batería

La caja de accesorios que gestiona la distribución de energía

Al reunir en una sola caja las diferentes funciones desempeñadas por estos tres componentes, el motor es más pequeño y ligero. Aproximadamente 20 kg más ligero que el utilizado en el ZOE, el motor del futuro Renault 5 eléctrico será más agradable y dinámico de conducir que el de su predecesor.

El nuevo paquete de baterías también contribuirá a dar al vehículo la ventaja competitiva que busca Renault. Al pasar de los 12 módulos de la batería del ZOE a 4 grandes módulos, la arquitectura es más sencilla y 15 kg más ligera. Equipada con una sola capa de módulos, la batería se adapta perfectamente a la nueva plataforma. El futuro Renault 5 eléctrico necesitará menos espacio para transportar más kWh.

También se ha tenido especial cuidado en alojar el pack de baterías dentro de la plataforma para una mayor protección. Su colocación aportará mayor rigidez a los bajos de la carrocería, mejorando también la acústica y el placer de conducción.

“El Nuevo Espace es un automóvil importante para asegurar y confirmar nuestro ascenso de gama. Conserva el ADN de las cinco generaciones anteriores, a través de su presentación de gama alta, su confort, su habitabilidad y su luminosidad. También se transforma para responder a las nuevas exigencias de los clientes, con un motor híbrido de referencia y una experiencia multimedia única” agregó Fabrice Cambolive, Director General de la marca Renault.

También te podría gustar...