Prepara unos deliciosos palitos de pan francés

Spread the love

Terminan los días largos de descanso y diversión en los que cocinar podía tomarse más tiempo, calma y planeación, y llega la hora de volver a la rutina.

Kerrygold se preocupa por cuidar a tu familia y que este regreso a clases no sea tan caótico, ¡será tu salvación para poder hacer bocadillos fáciles y rápidos! Solo necesitarás pan de caja, mantequilla Kerrygold y algunos ingredientes más para lograr almuerzos dignos de un 10.

Ya sea en su versión untable o de barra, utiliza la mantequilla Kerrygold sin sal para crear unos deliciosos palitos de Pan Francés.

Necesitarás lo siguiente:

1 cda de mantequilla sin sal Kerrygold
30 grs azúcar o Monk Fruit
30 grs de canela
1 huevo
¼ de taza de leche, puede ser vegetal.
1 cdta vainilla
2 rebanadas de pan de caja

Procedimiento:

En un bowl mezcla el huevo, la leche y la vainilla, batiendo un poco hasta que los elementos se incorporen bien entre sí. Después parte en tiras el pan de aproximadamente 2cm de ancho y sumérgelas en la mezcla. A continuación, pon un poco de mantequilla a derretir en una sartén y disfruta el aroma único de Kerrygold, para después poner las tiras a que se cocinen hasta quedar un poco doradas. Ya que están listas, pásalas sobre el azúcar y la canela previamente mezcladas en un plato para que tomen más sabor. Al final puedes añadir un poco de miel maple y más mantequilla.

Para tener una variación salada, elige la mantequilla con sal Kerrygold para armar unos grilled cheese sándwiches de manera muy sencilla:

Necesitarás:

1 cda mantequilla Kerrygold con sal
2 rebanadas de pan de caja
Queso mozzarella
Queso Amarillo
Jamón o pepperoni

Procedimiento:

Primero ponemos mantequilla Kerrygold con sal generosamente en una cara de cada pan (la que quedaría por fuera) y rellenamos con los quesos y el jamón o pepperoni. Después ponemos el pan de un lado ya con mantequilla sobre una sartén caliente y después de alrededor de un minuto volteamos hasta que los quesos se derritan y las caras exteriores del pan estén doraditas. Parte en mitades o cuartos y están listos para disfrutarse en el momento o más tarde.

No olvides:

  • Agregar frutas y verduras para que además de delicioso, sea muy nutritivo.
  • Darle vuelo a tu creatividad agregando diferentes ingredientes.
  • Jugar con sabores dulces y salados, para que cada día tu menú sea una sorpresa.
  • Desde mermelada, queso crema, Brie, moras, tocino o pesto y verduras, todo entre en dos panes con deliciosa mantequilla Kerrygold se convierte en el almuerzo perfecto.

También te podría gustar...