Trastornos afectivos deben tratarse con un equipo multidisciplinario

Spread the love

“¡Échale ganas!, ¡Anímate!, ¡Sé feliz! ¡Estás así porque quieres! ¡Si yo fuera tú estaría más alegre! ¡No parece que estés triste!”, son algunas de las frases que comúnmente escuchan las personas que manifiestan estar deprimidos y sin ganas por realizar alguna actividad. Si bien son consejos que no tienen mala intención, los expertos en salud mental aseguran que este tipo de palabras en lugar de ayudar estigmatizan y empeoran la depresión de la persona.

La depresión es una enfermedad que va en aumento en la sociedad mexicana. Un estudio realizado en 2021 por los servicios de Atención Psiquiátrica de la Secretaría de Salud del Gobierno mexicana aseguró que 3.6 millones de personas adultas padecen depresión. Datos alarmantes, ya que esta condición mental puede llevar a la muerte.

En ese sentido, Mario Arias, director de Oceánica, anunció en entrevista a este medio, que la clínica Oceánica, conocida por ser una organización enfocada en el tratamiento de adicciones, creó un nuevo programa que tiene como objetivo el tratar a personas con enfermedades mentales.

“En Oceánica, estamos listos con una equipo multidisciplinario para atender trastornos afectivos como depresión, ansiedad, distimia y duelo. Ante la demanda por buscar a especialistas que ayuden a la sociedad creamos un nuevo programa donde ya tuvimos una primera generación de 22 personas con resultados favorables”, afirmó (nombre del especialista).

Asimismo, destacó la importancia de cuidar la salud mental y dejar de pensar que estos problemas pueden resolverse siempre de manera autónoma: “Tenemos que ser más participativos en la ayuda y la detección de la enfermedades mentales, pues gran parte de nuestra percepción de existencia gira alrededor de la mente, ya que mi convivencia o mis triunfos no dependen tanto de un corazón o de un hígado, por tal motivo es importante el soporte y la ayuda de la actividad mental”, indicó el especialista.

Además, afirmó que es positivo que cada vez se hable más de estas afectaciones y la gente entienda que no son enfermedades nuevas e inventadas por gente joven: “La clave es que creo que es un tema más platicado entre las nuevas generaciones y los que convivimos con ellas y así le estamos dando más importancia, de no hacerlo nos exponemos a un enorme riego”.

Al respecto, comentó que la idea que se tiene de las enfermedades mentales como un problema nuevo es completamente erróneo, ya que siempre han existido, sólo que ahora se han hecho más visibles y se han acentuado por las diferentes formas en las que convivimos en la actualidad.

“Vale la pena comentar que la dinámica social bajo la que vivimos en las grandes ciudades se está haciendo más complejas. Toda esa demanda social sobre el éxito o sobre tener recursos nos somete a un mayor estrés, ya que si no tenemos ciertos logros o recompensas nos llegamos a deprimir. Una sobredemanda social y propia nos lleva a ser más susceptibles de caer en un desequilibrio”, aseguró.

Actualmente Oceánica ha implementado este nuevo programa para ayudar a la sociedad que está en búsqueda de expertos que proporcionen las herramientas adecuadas para el tratamiento de diversas enfermedades mentales.

Pues como afirmó el (experto), al buscar ayuda de profesionales dejamos de estigmatizar la enfermedades mentales y evitamos usar frases comunes o palmadas en la espalda pensando que con un simple “¡échale ganas!, se puede curar a alguien que sufre de depresión.

También te podría gustar...